martes

Un parque de 170.000 m2 protegerá la cantera romana

Hola bloggeros,
 tras unos días de merecido descanso volvemos a la faena con muchas novedades que iremos publicando a lo largo del día. Tendremos una de cal y una de arena.
 Empezaremos pues con una noticia que nos trae el Levante-Emv, en su edición digital de hoy, sobre la protección de la famosa cantera ubicada en Godella, "Les Pedreres". Quizá parte del público lo desconozca, pero de estas tierras salió gran parte del material con el que se construyó la Lonja de los Mercaderes de Valencia y la Catedral de Valencia (La obra nova de Francesc Baldomar y Pere Compte). Parte de nuestro patrimonio desde época romana ha surgido de estas piedras.
 Es una buena noticia por lo tanto, a pesar de la oposición de algunas personas por la protección y difusión del patrimonio cultural valenciano.
 Un saludo.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------
 Godella ya tiene preparada la protección de un espacio histórico y cultural de gran valor etnológico: la cantera conocida como "Les Pedreres", cuyos orígenes se remontan a la época romana. De este pedregal, que cuenta con grandes acantilados, se extraía la piedra para construcciones emblemáticas, como la Lonja o la Catedral de Valencia. El objetivo fundamental es preservarlo para siempre de la presión urbanística, pues hace año se planeó en la zona la construcción de unifamiliares.
 El ayuntamiento que preside el socialista Salvador Soler, en una de sus últimas gestiones antes de las elecciones, acaba de aprobar exponer al público el Plan Especial de Protección de Les Pedreres de Godella, que abarca un área de conservación de más de 360.000 metros cuadrados y que ha sido consensuado con vecinos, urbanistas y arquitectos.
 Este parque público podrá contar con un espacio para la actividad económica: bar, cafeterías o un uso hotelero que respete el espacio protegido. Además de esta zona, el planeamiento de Les Pedreres delimita un espacio agrícola/paisajístico (64.000 m2); la zona terciaria de 97.000 metros; la infraestructura ya existente del cementerio (16.930 metros), así como la red viaria.
 Dentro del parque público, el área inundable se pondrá destinar a la construcción de un estanque que forme parte del paisaje protegido. En las zonas verdes solo podrá instalarse mobiliario urbano, juegos de niños y construcciones propias de un espacio dotacional.
El PP votó en contra alegando problemas de procedimiento.
Fuente: Levante-Emv