miércoles

¿Por qué... la dejas a medias?

Hola,

 ya sabemos que el Ayuntamiento de Valencia es un pésimo amante... del patrimonio cultural. Las Torres de Quart han sido testigo de ello. Entonces, ¿cómo deberíamos decirles a estos señores que no se debe dejar a medias a una dama? Desde luego ha habido una total falta de delicadeza y cortesía por parte de los responsables municipales, pero ¿por qué?

Y es que han tenido que pasar casi 8 meses para que el consistorio municipal se dignara a limpiar las pintadas que denunciamos desde el blog. Y cuando lo hace se olvida de subsanar la mitad de los desperfectos que publicamos.

 A tiro de piedra de las elecciones se han querido dar tanta prisa por "maquillar" un poco el maltrecho patrimonio de la ciudad que lo han hecho fatal. Pero señores, que sepan que a estas alturas ya no nos sirven ni las acciones de última hora ni las excusas que puedan objetar. Se olvidan que la evaluación es continua... y han suspendido estrepitosamente.

 Un saludo...

 No es oro todo lo que reluce...
 ...quedan marcas en la piedra...
 ...huellas en los carteles informativos...
 ...y en las paredes.
 ¿Tan difícil es reparar todos los desperfectos de una tacada, o es que no los quieren ver?
Fotos: César

Desmontan pretil protegido para el nuevo Pont de Fusta

Hola,
 vamos con el segundo disparate del día, que trae miga. 
 En su empeño por construir un puente nuevo e innecesario, enmedio de dos puentes históricos (¿se permitiría esto en otras ciudades?), el Ayuntamiento de Valencia sigue adelante con su proyecto aún a costa de arruinar aún más nuestro patrimonio, ingresado en la UCI ya hace tiempo, y de sablar con 10 millones de euros las maltrechas arcas públicas. ¡Cuanto bien se haría con este dinero a todo ese patrimonio que agoniza y se le da la espalda!
 Además, nos produce una inmensa carcajada las palabras del Sr. Novo cuando habla de un informe de patrimonio donde explica que el pretil se conservará intacto "excepto en el tramo del nuevo puente" (mucho más ancho que el actual). En otras palabras y para quien no lo entienda: Se van a llevar por delante un trozo inmenso de pretil del siglo XVI, protegido por la Ley de Patrimonio Valenciano 4/1998, porque si, sin más.
 Ya se sabe que en el país de los ciegos el tuerto es el rey... y tenemos tuertos para rato.
 Saludos...
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------
La empresa municipal Aumsa inició ayer los trabajos de desmontaje de un tramo de pretil del viejo cauce del río dentro de las obras de construcción del nuevo Pont de Fusta. Se trata de abrir este pequeño muro protegido para dar salida a ambos lados del cauce a la pasarela provisional que tendrá que utilizar los peatones mientras se ejecuta el proyecto. Todos los sillares están siendo retirados uno a uno y colocados sobre palés para almacenarlos y reintegrarlos a su sitio original cuando hayan finalizado los trabajos.
El nuevo Pont de Fusta empezó a construirse el pasado mes de marzo y debe estar terminado dentro de un año después de haber hecho una inversión de 10 millones de euros, la mayor del ayuntamiento en 2011.
El puente tiene como finalidad recoger todo el tráfico del Puente de Serranos; tendrá tres carriles y una pasarela peatonal segregada del resto; y se construirá sobre el actual Pont de Fusta, que es un pequeño puente de madera reservado únicamente al paso de personas.
Para construir el puente, pues, quedará anulada esa pasarela y de ahí que haya sido necesario construir aguas arriba una conexión provisional de mecanotubo que mantenga el servicio mientra duran las obras. Esa construcción ya está prácticamente terminada y en consecuencia se ha empezado a retirar el pretil para conectarla a la calzada en ambos márgenes del cauce.

Rampa para camiones

También ha sido necesario retirar un gran trozo de muro protegido para construir una rampa de tierra que facilite el acceso de camiones y maquinaria pesada al cauce del río, donde se desarrollarán la mayor parte de los trabajos.
En ambos casos, los sillares serán guardados y numerados para colocarlos de nuevo en su sitio cuando hayan acabado las obras. El concejal de Circulación, Alfonso Novo, ya explicó que para sacar adelante este proyecto se había tenido que pedir el informe de Patrimonio y que el pretil se conservaría intacto excepto en el tramo del nuevo puente, que será más ancho que la pasarela actual.
Fuente: Levante-Emv

Cultura recupera las sedas de la Hispanic mientras el Colegio del Arte Mayor se cae

Hola bloggeros,
 a falta de unos días para pasar por las urnas para elegir a nuestros "representantes" políticos (¿realmente nos representan o se representan única y exclusivamente a si mismos y a sus ombligos?), nosotros queremos presentaros una antología del disparate cultural valenciano. A simple vista puede resultar divertido, como sucede con algunas publicaciones del estilo, pero para los que sentimos el patrimonio de otra forma no lo es en absoluto.
 La primera entrada de hoy nos muestra la gran contradicción que más de uno se plantea cuando ve por un lado la exposición de Sedas del Carmen, donde se ha realizado una gran inversión para restaurar y recuperar estos productos manufacturados de la seda,  y por otro el Colegio de Arte Mayor de la Seda, que está abandonado y por los suelos a pesar de ser el corazón de esta industria tan importante para la seda valenciana. Ni tiene explicación ni tratéis de buscarla.
 Leed el artículo que publica el Levante-Emv y luego daros una vuelta por el entorno de la calle Hospital. Ya nos contaréis.
 Un saludo...
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Durante tres años, el Instituto Valenciano de Conservación y Restauración de Bienes Culturales (Ivacor) ha estado trabajando en la recuperación de 22 piezas de seda valenciana de los fondos de la Hispanic Society of New York.
Todo para mostrar ahora en una exposición la importancia de la seda valenciana, tanto desde el punto de vista artístico como la trascendencia que tuvo un mercado sin igual durante siglos y el papel de Valencia como referente gremial y comercial del mismo.
Sin embargo, las contradicciones llevan a demostrar que mientras por un lado se valora este hecho, por otro el Colegio Mayor del Arte de la Seda el centro histórico del gremio se cae a pedazos y las reivindicaciones de décadas por la supervivencia de este emblemático y céntrico edificio ubicado en Velluters, el barrio de la seda, apenas calan.
Y es que el Centro del Carmen acoge hasta el próximo 17 de julio, un recorrido por la sedería valenciana de los siglos XV y XVI con 116 piezas provenientes de todo el mundo, muchas de ellas nunca antes expuestas.
La Hispanic Society of America de Nueva York, que ha cedido 22 de las piezas más importantes de la colección, entre ellas una cortina de cuatro metros del siglo XV. Cultura se ha encargado de la puesta en valor de esta colección que el multimillonario Archer Milton Huntington fue comprando durante sus viajes por España.
Bajo el título L'art dels velluters. Sederia dels segles XV-XVI, el recorrido a lo largo de estos dos siglos se distribuye en dos ámbitos expositivos. Por un lado, hay una parte introductoria en la que se habla de la sedería valenciana y se explica cómo se producía y el papel de la Lonja en la Valencia del siglo XV.
El segundo ámbito de esta muestra se centra en la evolución de los terciopelos durante estos 200 años, desde los más simples hasta aquellos labrados con hilos de oro y plata. Se han recogido las influencias de la sedería en otros artistas, como por ejemplo la reproducción de los tejidos del siglo XV en trajes de época.
La muestra, según sus organizadores, pretende rendir homenaje a ese Siglo de Oro valenciano y a su tradición textil. En aquella época la sedería valenciana era, junto a la italiana, la más prestigiosa.
La mayor parte de los elementos que se muestran- más de un centenar- son de carácter religioso han sido cedidos también por museos e instituciones españolas y europeas.

Un monumento abandonado

Las reivindicaciones en torno a la necesidad de recuperar y poner en valor, tanto por su historia como por trascendencia histórica, patrimonial y legado cultural, el Colegio Mayor del Arte de la Seda no son nuevas. Más de tres lustros de debate contemplan un proyecto en el que las instituciones no quieren entrar de lleno por su naturaleza privada.
Apuntalado en algunos extremos, con intervenciones puntuales a fin de evitar derrumbes y un estado poco alentador, el Colegio del Arte Mayor de la Seda, sito en la calle del Hospital, es un edificio construido en el siglo XV que fue reformado en los siglos XVI y XVII. En su interior conserva azulejos de gran valor, así como motivos ornamentales y una colección de maquinaria.
Parece contradictorio que mientras el Ivacor o Patrimonio actúa sobre patrimonio público, pero también en muchas ocasiones privado, pese a que su financiación es pública, no hayan realizado un plan de actuación sobre muchos de sus elementos. Más cuando está considerado Monumento Histórico Artístico. Ni haya llegado a acuerdos concretos.
La sedería fue la gran industria de la Valencia ilustrada con hasta 3.800 telares en la ciudad. Un privilegio de Carlos II fue el que dio vida al Colegio del Arte Mayor de la Seda.
Fuente: Levante-Emv