viernes

La memoria olvidada y maltratada

Buenas tardes bloggeros,
 repartidos por las calles de nuestra hermosa ciudad yacen los retos de nuestra memoria olvidada y nuestro pasado maltratado. Huellas arqueológicas de las culturas que nos antecedieron en el tiempo y en el espacio ocupan solares cubiertos por la vegetación, abandonados por la desidia y la ignorancia, degradados por la incompetencia y lo que es peor, ocultos por la falta de información y difusión.
Pero, ¿qué hubiera sido de nosotros como pueblo sin la impronta que nuestros antepasados dejaron en nuestra tierra? ¿Y si Valencia no hubiera sido fundada por los romanos? ¿y si los árabes no hubieran estado aquí durante 6 siglos? ¿Seriamos lo que somos hoy en día?
 A nuestra administración le da completamente igual. Sólo quiere acordarse del patrimonio (y con muchas reservas) y de la historia a partir del 1238, año del Señor. ¿Por qué será?. 
 Acercaros a una oficina de turismo y comprobadlo vosotros mismos. Será un milagro si encontráis folletos e información de nuestro pasado romano, además de lo que puedan tener del Centro Arqueológico de la Almoina o  del Museo de la Prehistoria (Beneficiencia). ¿Y de la Valencia musulmana? Restos de la muralla en superficie, torres etc. Nada de nada. Tendréis que ir a la Galería del Tossal para obtener algo de información.
 Y sin embargo Valencia está llena de estos vestigios. Las calles del centro rezuman infinidad de lugares y rincones donde uno puede encontrarse con este patrimonio tal valioso y único y a la vez tan despreciado por la incompetencia de nuestros "gestores" (quizás debería dejar de usar esa palabra puesto que en manos de los inútiles que nos desgobiernan pierde todo el sentido).
 Desde el blog y desde la Asociación vamos a rescatar del olvido algunos de estos lugares tan especiales de nuestro pasado. Durante la semana pasada ya hicimos público la ubicación de 2 de estos solares con restos romanos y árabes: la muralla de la Calle Salvador y los restos de un molino árabe de la Calle Salvador Giner.
 A lo largo de los próximos días iremos sacando a la luz esa parte de nuestra historia que la administración y la "irrealidad" constante en la que vive pretende mantener en las sombras, oculta, degradándose y esperando a que desaparezca ante la pasividad de tod@s.
 Un saludo.

lunes

La “Ruta por la cara oculta del Centro Histórico” desvela abandono de yacimientos romanos y el reparto de inmuebles históricos entre sectores afines al poder político


RDV. Valencia, 20 de enero de 2013. 

La “Ruta por la cara oculta del Centro Histórico” de Valencia, con un nuevo éxito de asistencia, recorrió éste sábado los 20 puntos más significativos y desconocidos del eje fundacional de la Valentia romana (El “Cardo Máximo” o eje de Norte a Sur) exponiendo a la ciudadanía el proceso de acaparamiento del Patrimonio histórico y arquitectónico en unas pocas manos y la degradación de yacimientos arqueológicos que continúan sin intervención pública ni adecuación para su visita. 

El primer agujero negro patrimonial de esta amplia zona (barrios de la Seu, la Xerea, la Universitat y el Mercat) se sitúa en el solar de la Calle del Salvador, 12, perteneciente a Les Corts Valencianes, en donde se encuentran importantes restos de la ciudad romana y que se hallan a la intemperie desde 1996 sin protección ni intervención alguna. La actuación de los guardias de seguridad del Parlamento, alegando la propia seguridad de los asistentes a la Ruta, impidió al grupo la contemplación de dicho yacimiento arqueológico, tras un tenso intercambio de alegaciones. Los responsables del solar catalogado argumentaron que no era posible mirar por encima de la valla que circunda los yacimientos, mientras los participantes en la ruta informativa cuestionaron la desprotección y abandono de este patrimonio y el consecuente perjuicio para la ciudadanía y la memoria colectiva. 

Durante el recorrido se fueron conociendo los múltiples edificios de interés patrimonial, la mayor parte catalogados como Bienes de Relevancia Local, que han sido ocupados por instituciones autonómicas y cuyo destino, ante el próximo traslado de sus funcionarios al Complejo Administrativo 9 d’Octubre, queda absolutamente en el aire y al albúr de intereses económicos e inmobiliarios. 

Igualmente se denunció el tráfico de influencias de los dirigentes populares que premiaron a las entidades sociales, culturales y religiosas afines con la cesión o rehabilitación y subvención hipotecaria de destacados palacios y casas señoriales por todo el casco antiguo (Lo Rat Penat en la c/Trinquete Caballeros, la Real Academia Valenciana de la Lengua en la c/Avellanas y el Círculo de Bellas Artes en la c/ Cadirers), situación que contrasta con muchas otras entidades ciudadanas que entran en concurso de acreedores, como el Centre Excursionista de Valencia, porque Bankia no acepta renegociar las condiciones del préstamo hipotecario que sirvió para restaurar el antiguo Convento sede de la misma. 

Asímismo se evidenció la proliferación de “Burkas” (mallas de protección) en los edificios del Centro Histórico, especialmente en la Xerea, además de la existencia de zonas extremadamente degradadas como los solares contiguos a la c/ En gordo y la que incluye el Refugio antiaéreo de la Guerra Civil de la c/ de la Espada. 

Por último, se exigió el cumplimiento de la Ley del Patrimonio valenciano de 1998 en cuanto a la apertura al público de al menos cuatro días al mes, de los edificios y monumentos declarados BIC. Este tema es ignorado prolongadamente por las autoridades valencianas, que permiten la ocultación y el desconocimiento de una gran parte del patrimonio cultural y arquitectónico valenciano, siendo de paso un mal ejemplo para los propietarios privados también obligados a cumplir dicha Ley.