sábado

Vandalismo en el día internacional de los monumentos y sitios

Buenas tardes blogger@s,

hoy 18 de abril se celebra el el Día Internacional de los Monumentos y Sitios, momento en el que se realizan visitas y actividades en torno a los monumentos y sitios patrimoniales repartidos a lo largo y ancho de nuestro territorio.

Desafortunadamente, nuestra ciudad no goza ni del mejor estado ni de la mejor protección y conservación de los mismos a pesar de atesorar un magnífico legado cultural y patrimonial. 

Y ante una falta de diligencia y desinterés alarmantes por parte de nuestras administraciones públicas, los actos vandálicos se repiten con excesiva asiduidad sin que nadie ponga remedio a esta sangría que deteriora y estropea el valioso patrimonio cultural de l@s valencian@s. Una de nuestras señas de identidad como pueblo que es pisoteada día tras día por individuos desaprensivos, carentes de empatía y sin ningún tipo de inteligencia social o emocional. Y si a esto le añadimos la reprochable y malintencionada actitud de nuestras autoridades, quienes hacen la vista gorda y declinan una y otra vez sus obligaciones, el resultado es desalentador.

Prueba de ello vuelve a ser el Puente de la Trinidad, víctima por enésima vez de actos vandálicos a pesar de que nuestra asociación ha conseguido ya dos recomendaciones del Síndic de Greuges para subsanar este grave problema. Mientras tanto, el Ayuntamiento de Valencia, continua con los brazos cruzados esperando que un milagro de la "Maredeuta" lo solucione por ellos mientras acepta unas recomendaciones que posteriormente ignora y menosprecia.

Bienvenidos pues a la sociedad del Desprecio y Vandalismo de los Monumentos y Sitios.

Un saludo...

El texto y las imágenes son propiedad de Círculo por la Defensa y Difusión del Patrimonio Cultural, no permitiéndose su reproducción total o parcial sin citar las fuentes y a los autores originales al estar bajo licencia Creative Commons 3.0. Nuestra entidad no tiene ánimo de lucro, pero exige un mínimo de respeto y comportamiento ético y profesional a los medios de comunicación, partidos políticos, asociaciones cívicas, fundaciones… a la hora de apropiarse de nuestro trabajo y esfuerzo de años.